Di Sí a las lentes de contacto diarias. Comodidad e higiene para tus ojos. ¿Las pruebas?

  • Home
  • Blog
  • Di Sí a las lentes de contacto diarias. Comodidad e higiene para tus ojos. ¿Las pruebas?

Necesitar gafas ya es bastante problema en algunas situaciones como para no plantearse llevar lentes de contacto, hoy en día contamos con diferentes alternativas. En nuestra entrada del blog de hoy hablamos de ; Las lentes de contacto diarias. En este post planteamos  los beneficios que te aportan  y por qué su demanda ha crecido tanto durante estos últimos meses.

¿Qué son?

Las lentes de contacto diarias son aquellas diseñadas y fabricadas en materiales de durabilidad reducida. ¿Qué quiere decir eso? Sabemos que las lentes de contacto pueden estar fabricadas en diferentes materiales (por ejemplo; Hidrogel de silicona) y que además poseen unas características técnicas como son radio, diámetro y transmitancia de oxígeno que son las que proporcionan gran parte de la adherencia y comodidad en el ojo. 

Bien estas características son independientes del material con el que están fabricadas las lentes pero el material aporta también una durabilidad determinada. Básicamente pueden ser anuales, mensuales o como el caso que nos ocupa diarias.  

Esos materiales pueden también tener características específicas como la transmitancia de oxígeno o hidrofilía (ser más ricas en agua) que pueden proporcionar una sensación de comodidad mayor. Pero siempre que nuestro ojo no tenga una lagrima pobre o esté diagnosticado como “ojo seco”.  Tu optometrista de referencia será quién prescriba las lentes de contactos más adecuadas para ti ya que es el principal asesor de tu SALUD VISUAL.

Covid y lentes de contacto

No hay evidencia científica de que los usuarios de lentes de contacto estén más expuestos que los usuarios exclusivamente de gafas al contagio del virus según el Consejo General de Colegios de Ópticos Optometristas.

https://www.cgcoo.es/lentes-contacto-covid-19

Sin embargo es evidente que el usuario puede sentirse más seguro si evita la manipulación de la misma lente de contacto y/o el mismo estuche  cada día durante un mes.

No debemos olvidar que el estuche ya era el gran transmisor de posibles infecciones antes de toda esta situación. Por esa razón el fabricante siempre aconseja sustituirlo cuando se abre una nueva solución de limpieza y por ello a cada solución de limpieza le acompaña un estuche nuevo.

La lente de contacto diaria aporta esa higiene extra que se suma a evitar la otra gran causa de incomodidad o rechazo en las lentes de contacto como es la trasmisión de sustancias alergenas a los ojos provenientes de soluciones limpiadoras en mal estado de baja calidad.

Tu óptico optometrista puede aconsejarte en cada caso cual es la mejor solución de mantenimiento par tu lente de contacto.

¿Cuáles son sus beneficios?

– Ahorran tiempo: No es necesario guardarlas. 

– Evitamos las soluciones de limpieza y desinfección.

– Más cómodas y prácticas. Siempre puedes llevar un par encima por si las necesitas.

– Ayudan a prevenir alergias oculares al evitar la manipulación diaria 

– Máxima comodidad en su utilización

– Menor sequedad en los ojos siempre que contemos con una lagrima adecuada

¿Se deben reciclar las lentes de contacto? 

El plástico usado para fabricarlas es distinto del de otros desechos plásticos, como el polipropileno. Se fabrican sobre todo con una combinación de vidrio acrílico, siliconas y fluoropolímeros para conseguir un material más suave. Esta mezcla se descompone en partículas de plástico más pequeñas, que terminarán su vida en microplásticos.

.Según la investigación realizad en 2018, se pueden encontrar un par de lentes por cada 900 gramos de residuos sólidos recolectados. Lo preocupante es que algunos de estos sólidos se usan como fertilizantes del suelo, lo que abre la puerta a otra contaminación: la de los cultivos.

Los usuarios pueden guardar los blisters  depositarlas en ellos y reciclarlas como un plástico más.

¿Quién puede utilizar este tipo de lentes?

Cualquier persona que utilice de forma habitual las lentillas puede plantearse el uso de estas lentes de contacto. No tiene más que acercarse a su óptico de confianza y el estudiará su caso y le aconsejará el uso más adecuado. 

En el caso de los más pequeños, las lentes de un único uso se convierten en un sistema que da mucha confianza y tranquilidad a los padres ya que pueden controlar con mayores garantías su uso.

Para aquellas situaciones dónde no podemos asgurar la higiene o comodidad adecuada son un elemento indispensable. Viajes, excusiones, deporte, etc.

Por lo tanto la elección de lentes de contacto diarios depende en gran medida de tu forma de vida, tus preferencias etc. Será tu óptico el que debe ayudarte a considerar los pros y los contras en función de tu caso y de tus hábitos de cuidado. Asimismo, infórmate y pregunta si es necesario sobre cuál es el mejor mantenimiento para tus lentillas.


Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *